¿Pueden las mujeres comer jamón ibérico en el embarazo?

Publicado por: Tamara Martín En: Jamón En: Thursday, November 29, 2018 Comentario: 0 Hit: 56

El debate sobre algunos alimentos que se pueden o no tomar durante el embarazo parece no tener fin. Está claro que es una situación delicada para cualquier mujer, y siempre es mejor poner por delante la seguridad del bebé. Sin embargo, en algunas ocasiones el temor es infundado. Aquí arrojamos luz sobre la cuestión de si las mujeres pueden comer jamón ibérico en el embarazo.

La verdad sobre el jamón ibérico en el embarazo y otros embutidos

El cuidado de la alimentación durante el embarazo es importante para proteger la salud del bebé. Enfermedades que para un adulto no revisten ningún tipo de peligro, pueden ser muy peligrosas si llegan a afectar a un feto en desarrollo. Es el caso de la toxoplasmosis, una enfermedad que se puede encontrar en la carne cruda de forma bastante habitual.

Aunque el jamón, ya sea serrano o ibérico, pasa por un proceso de curación, no se elimina por completo la posibilidad de que exista toxoplasmosis. Por eso es necesario que estos productos pasen por un riguroso estudio. Según las investigaciones, cuando un jamón pasa más de 14 meses de curación, no se detectan parásitos viables, por lo que es de suponer que, cuantos más meses de curado, menor será el riesgo al consumir jamón ibérico en el embarazo.

No obstante, hay que tener en cuenta que ni siquiera los expertos se ponen de acuerdo en este punto. El consumo de jamón ibérico de calidad y controlado debería ser seguro para las mujeres embarazadas, pero siempre existe un mínimo riesgo, por pequeño que sea. Lo que en ningún caso se debería hacer es tomar jamón y otros embutidos caseros, porque estos alimentos no pasan por ningún control sanitario.

Alimentos prohibidos en el embarazo

Además de la disyuntiva acerca de si se puede comer jamón ibérico en el embarazo, existen otros alimentos prohibidos en el embarazo que no se deben consumir de ninguna de las maneras. Entre ellos, cualquier alimento crudo, especialmente la carne y el pescado. Pero tampoco se recomienda la leche o las verduras crudas. Productos como refrescos y comida rápida también se desaconsejan, pero lo mejor es consultar siempre la opinión profesional de tu médico de confianza para despejar cualquier duda.

Responder a la pregunta de si las embarazadas pueden comer jamón ibérico no resulta sencillo. Las investigaciones se siguen sucediendo, pero aún no hay una opinión única. En todo caso, si quieres evitar cualquier riesgo, es mejor esperar a que pase el embarazo. Sabemos que es muy duro, pero, al fin y al cabo, será solo algo temporal.

Comentarios

Deja tu comentario