Qué hacer con el hueso de jamón para sacarle el máximo provecho

Publicado por: Tamara Martín En: Jamón En: Thursday, April 25, 2019 Comentario: 0 Hit: 151

El hueso de jamón es un elemento de este producto al que se puede sacar mucho provecho para otras finalidades y optimizar otras recetas con el sabor que aporta.

El temido momento ha llegado: se ha acabado el jamón que compraste para cortarlo y degustarlo con los tuyos.

Cómo cortar el hueso del jamón

Cuando ya no tengamos más jamón que cortar y solo nos quede el hueso del mismo, lo más conveniente es cortarlo en trozos.

En la búsqueda de cómo cortar el hueso del jamón, existen dos opciones: cortarlo por nuestra cuenta o, quizás lo mejor por la dificultad que entraña, llevarlo a la carnicería para que un profesional con el instrumental adecuado lo realice de forma más sencilla y rápida.

Cuando lo tengas cortado, si ves que no lo vas a emplear inmediatamente, lo mejor será que congeles los trozos envueltos en papel de film o envasados al vacío, para incorporarlo en diferentes recetas que le darán un toque de sabor único.

Recetas para aprovechar el hueso de jamón

Caldo con hueso de jamón

El caldo con hueso de jamón es una de las opciones preferidas por quienes han disfrutado de una pieza de jamón ibérico de alta calidad. Las propiedades del hueso de jamón le confieren un sabor que hará que el caldo resultante sea realmente delicioso.

Además, requiere muy poco trabajo, por lo que se puede elaborar sin profundos conocimientos culinarios.

Solo se necesitarían 3 huesos de jamón y unos 2,5 litros de agua en un proceso que debe iniciarse por dejar los huesos en agua caliente hasta que entren en ebullición para eliminar impurezas que puedan afectar a su sabor; tras esto, se cuecen los huesos durante unas dos horas; por último, se procede al colado del caldo para asegurar el filtrado de todas las partículas que puedan perjudicar el resultado final.

Sopas de jamón y verduras

Añadiendo a los anteriores ingredientes patatas, zanahorias, cebolletas, sal, fideos y huevo duro, se puede conseguir también una sopa de jamón y verduras gracias al hueso de jamón.

Con el caldo con hueso de jamón que se ha conseguido, se añaden los demás componentes para lograr una sopa con fideos o cualquier otra pasta que se quiera agregar.

Croquetas de jamón

Esta puede ser una alternativa como destino del caldo con hueso de jamón, al que se le acompañarán otros ingredientes. El procedimiento para su preparación consiste en cocer la masa, dejarla reposar, dar forma a las croquetas y freírlas, dando lugar a unas croquetas caseras de jamón deliciosas gracias al hueso de jamón.

Estas son algunas de las ideas principales para aprovechar al máximo las piezas de jamón ibérico, incluyendo el hueso de la pata. Puedes acceder a nuestro catálogo de productos gourmet y encontrarás los mejores productos para conseguir auténticas recetas de categoría con las que sorprender a los tuyos.

Comentarios

Deja tu comentario