Conservación del jamón ibérico y trucos para que mantenga siempre sus propiedades

Publicado por: Tamara Martín En: Jamón En: Thursday, January 10, 2019 Comentario: 0 Hit: 125

Tener un jamón ibérico en casa es una alegría para ocasiones especiales, o para esos días en que simplemente apetece darse un capricho. El problema viene cuando, por desconocer la manera correcta de conservarlo, el jamón comienza a perder sus propiedades en poco tiempo. Y es que dejar que un jamón ibérico de calidad se estropee es toda una desgracia tanto para el paladar como para el bolsillo. Por eso en este artículo te damos todos los trucos sobre la conservación del jamón ibérico.

Cómo conservar tu jamón ibérico sin empezar

Un jamón ibérico sin empezar solo necesita estar en un lugar fresco y seco para mantenerse en buenas condiciones. No obstante, debes tener en cuenta que el paso del tiempo puede hacer que sus propiedades varíen o disminuyan. Por lo que no se recomienda que dejes tu jamón ibérico sin empezar durante más de un par de meses.

Trucos de conservación del jamón ibérico abierto

Una vez abierto, el jamón ibérico requiere otra serie de cuidados para conservar sus propiedades a largo plazo. El primero de todos es una temperatura ambiente adecuada. Lo que significa que deberá mantenerse siempre a una temperatura de entre 20 y 23 grados como máximo.

Es importante que tengas en cuenta que un jamón de calidad no tiene caducidad, pero sí puede ir perdiendo propiedades con el paso del tiempo. El principal efecto que tiene lugar en un jamón ibérico es que se puede resecar, y para evitarlo se recomienda su consumo en un plazo aproximado de un mes. Además, solo es recomendable cortar las lonchas que se vayan a consumir en el momento, porque una vez cortado, pierde sus propiedades con mucha más rapidez.

Otra de las cosas que debes tener en cuenta para la conservación del jamón ibérico es no tirar a la basura las primeras capas de grasa que retires de la pieza. Porque deberás colocarlas después sobre el jamón abierto para que mantenga su hidratación y su sabor. Por lo demás, procura que se encuentre en un lugar donde no reciba la luz del sol, y cúbrelo siempre con papel de plástico para cocina y un paño de algodón para que tenga la menor exposición posible a agentes externos.

En caso de que quieras alargar mucho más la vida útil de tu jamón ibérico, tienes la opción de cortarlo entero en lonchas y envasarlo al vacío. El jamón ibérico al vacío conserva todas sus propiedades durante aproximadamente tres meses, por lo que tendrás más tiempo para disfrutarlo.

Comentarios

Deja tu comentario